Sabes qué hacer en caso de ataque zombi?

Un zombi es una figura legendaria propia de las regiones donde se práctica el culto vudú. Se trata de un muerto resucitado por medios mágicos por un hechicero para convertirlo en su esclavo. Por extensión, ha pasado a la literatura fantástica como sinónimo de muerto viviente y al lenguaje común para designar en sentido figurado a quien hace las cosas mecánicamente como si estuviera privado de voluntad.

De acuerdo con la creencia, un houngan, bokor o hechicero vudú, sería capaz, mediante un ritual, de resucitar a un muerto, que quedaría sin embargo sometido en adelante a la voluntad de la persona que le devuelve a la vida. Estos muertos vivientes son llamados zombis.

La primera aparición significativa del concepto fue en el año 1697 donde se comenzó a popularizar la palabra zombi, dentro de la novela autobiográfica de Pierre-Corneille de Blessebois, Le Zombi du Grand Pérou, ou La comtesse de Cocagne. Dentro de la novela, la figura del zombi resulta muy ambigua, y se refiere principalmente a una entidad incorpórea. También en el siglo XIX, Sir Spenser Buckingham St. John, visitador y ministro residente en Haití, contaba a sus amistades británicas cuentos de canibalismo y vudú que incluían la ingesta de infantes y la exhumación de cadáveres como parte de ciertos rituales.

A través de la literatura, la figura del zombi pasó a ser parte de la cultura popular mundial, pero se puede decir que desde sus primeras apariciones en la literatura, la palabra zombi ya estaba relacionada con el luto, la muerte y la esclavitud.

En el siglo XVIII, una de las mayores influencias es el oscuro romanticismo de Mary Shelley y su Frankenstein de 1818. Aunque esta novela no aborda el tema zombi, sí plantea uno de los puntos fundamentales de su origen: el concepto de la resurrección de los muertos, desde la visión de un cientìfico y su carrera contra el tiempo. El relato inspiraría a los estadounidenses Edgar Allan Poe y Ambrose Bierce.

Allan Poe aportaría dos relatos fundamentales para la narrativa zombi. La Caída de la Casa Usher de 1839 y La verdad sobre el caso del Señor Valdemar de 1845; mientras que años más tarde Bierce haría palpables las atmósferas terroríficas de los zombis como en el caso del gran relato La Muerte de Halpin Frayser de 1893.

En los años veinte del siglo XX, el norteamericano William Seabrook concretaría el concepto zombi, a través de su texto La isla mágica de 1929. En su momento, la historia ubicada en un Haití del culto vudú y repleta de esclavos resucitados, fue tachada de sensacionalista y exagerada, pero se convirtió en una de las primeras grandes referencias occidentales de los zombis.

Uno de los primeros exponentes de la literatura de terror en incluir lo que podrían considerar zombis modernos es H. P. Lovecraft (1890-1937) quien, por su ateísmo, usualmente presenta en sus historias gran cantidad de muertos vivientes que no son resucitados por medios mágicos ni sobrenaturales. Y si bien, no en todas sus historias se explica como los muertos resucitan, en dos de sus más conocidos trabajos sobre el tema; la serie Herbert West: Reanimador y la novela El caso de Charles Dexter Ward, los muertos son revividos por medios científicos.

En 1937 la folclorista estadounidense Zora Neale Hurston conoció en Haití el caso de Felicia Félix-Mentor, fallecida y enterrada en 1907 y a quien, sin embargo, muchos lugareños aseguraban haber visto viva treinta años después convertida en zombi. Hurston se interesó por rumores que afirmaban que los zombis existían realmente aunque no eran muertos vivientes sino personas sometidas a drogas psicoactivas que les privaban de voluntad. Sin embargo, no pudo encontrar datos que fueran más allá del mero rumor.

Varias décadas más tarde, en 1982, el etnobotánico canadiense Wade Davis viajó a Haití para estudiar lo que pudiera haber de verdad en la leyenda de los zombis y llegó a la conclusión —publicada en dos libros: The Serpent and the Rainbow (1985) y Passage of Darkness: The Ethnobiology of the Haitian Zombie (1988)— de que se podía convertir a alguien en zombi mediante el uso de dos sustancias en polvo. Con la primera, llamada coup de poudre (en francés, literalmente, «golpe de polvo», un juego de palabras con coup de foudre, que significa «golpe de rayo» y también «flechazo» amoroso) el cual inducía a la víctima a un estado de muerte aparente. Sus parientes y amigos la darían por muerta y la enterrarían, y poco después sería desenterrada y revivida por el hechicero. En ese momento entrarían en acción los segundos polvos, una sustancia psicoactiva capaz de anular la voluntad de la víctima.

El ingrediente principal de la primera sustancia, el coup de poudre, sería la tetrodotoxina (TTX), una toxina que se encuentra en el pez globo, que habita las costas del Japón y el Mar Caribe. La TTX, administrada en una dosis semiletal (LD50 de 1 mg), es capaz de crear un estado de muerte aparente durante varios días, en los cuales el sujeto sigue consciente a pesar de todo. Otras fuentes hablan del uso del estramonio o datura, que en Haití se llama concombre zombi, esto es, «pepino zombi». Davis popularizó también la historia de Clairvius Narcisse, un hombre que aseguraba haber sido víctima de esta práctica y haber vivido como esclavo zombi en una plantación durante dos años.

Las publicaciones de Wade Davis atrajeron la atención de los estudiosos del tema debido a la amplia difusión de su libro The Serpent and the Rainbow que fue además base para la película homónima de Wes Craven en 1988; sin embargo, sus teorías han sido ampliamente refutadas por varios investigadores; afirmando por ejemplo, que los efectos que son supuestamente provocados por la zombificación pueden explicarse completamente a partir de la amnesia, la esquizofrenia y otros desordenes mentales y que sus investigaciones eran “poco profundas y nada serias”

Por otra parte, el Dualismo, el Conductismo y el Funcionalismo son algunas de las tesis, dentro de la Filosofía de la mente, que han tratado de explicar el fenómeno zombi. En 1974 Robert Kirk fue el primer filósofo en introducir el término zombi en el debate filosófico, sin embargo en los últimos años, es a David J. Chalmers a quien más se le asocia con la idea del zombi filosófico. Se puede decir que, en Filosofía de la mente, el concepto zombi se refiere a una criatura que es idéntica molecularmente al ser humano pero que, a diferencia de él, carece de conciencia fenomenológica.

El argumento del zombi postula que, en términos físicos, los zombis serían humanos normales; es decir, los zombis tendrían las propiedades físicas que los fisicalistas atribuyen al ser humano, sin embargo, no se les podría atribuir estados mentales, por ejemplo, dolores o sensaciones; funcional y mecánicamente los zombis son idénticos a los seres humanos, excepto que carecen de conciencia fenomenológica.

Así, aunque los zombis son funcionalmente igual a los humanos, en cuanto a la explicación de los fenómenos mentales, carecen de qualias . Por ejemplo, el zombi no tiene conciencia del dolor y cuando, por ejemplo, mira una manzana roja, no tiene la idea ni la sensación de que está viendo algo de color rojo; carecen del qualia de ver rojo. A los zombis no les podemos atribuir qualia, y dado que los qualias son las cualidades subjetivas de las experiencias personales, constituyen una crítica y refutación al Fisicalismo pues se dan en el humano pero, según la teoría zombi, no pueden ser explicados a través de las ciencia naturales.

A pesar de esto, se han ensayado diferentes críticas al argumento del zombi, la más importante de ellas es la que apela a la posibilidad del argumento del zombi. En tanto que éste apela a la posibilidad lógica, muchos lo han descartado afirmando que los zombis no existen y que por lo tanto el argumento carece de peso, ya que, del hecho de que algo sea concebible, no se sigue que sea posible. Pero: Qué pasaría si las cintas que hemos visto por años tienen razón y en algún momento nos tenemos que enfrentar a ellos?

Existen diversos libros a nivel mundial que tratan el tema de los zombis, como el de Max Brooks (hijo de Mel Brooks) con Zombi - Guía de supervivencia y Guerra mundial Z: Una historia oral de la guerra zombi. En España también se editó el libro Apocalipsis Z basado en un blog del mismo título, cuyo autor es el escritor español Manel Loureiro así como Los Caminantes, del malagueño Carlos Sisí, que narra cómo una pandemia zombi arrasa con la civilización tal y como se conoce, El Baile de los Secretos, donde se presenta una plaga de criaturas relacionadas con el zombi moderno y Oh No! Voy a convertirme en Zombi! de Jason Daniel Greenfield y Martin Towers donde, en clave de humor, se enseña a los zombis a sobrevivir en un mundo infectado por humanos.

El cine de zombis es un subgénero del cine de terror, a menudo encuadrado dentro de la Clase B, pero que cuenta con una amplia representación de películas a lo largo de la historia. Como género independiente, cuenta con sus propias convenciones, de las cuales la única fundamental es la presencia de los “no muertos” o zombis. Su principal y más conocido artífice es George A. Romero.

Algunos libros sobre la materia en castellano son Zombie evolution, de José Manuel Serrano Cueto, y Cine Zombi, de Ángel Gómez Rivero, editado por Calamar Ediciones en 2009, con más de 400 películas de la temática comentadas. En noviembre de 2009, en Argentina, fue lanzado Zombies! Una enciclopedia del cine de muertos vivos, de Luciano Saracino, editado por Fan Ediciones.

Otro caso de zombis en la cultura popular son la serie de cómics Marvel Zombies, de Marvel Comics. Otro ejemplo sería el manga Highschool of the Dead basado en un holocausto zombi, asi mismo el manga/novela ligera Kore wa Zombie Desu ka? tiene como protagonista a un zombi. También hacen su aparición en la saga de Thriller Bark, de la serie japonesa One Piece; así como en la saga The Walking Dead, de Image Comics, además, la familia Tao (Shaman King) usaba zombis como ejército. También, en el manga de Hellsing los vampiros de nivel 1, al succionar la sangre a un humano, los convierten en muertos vivientes. En DC Comics, destaca el personaje de Solomon Grundy, un tipo de zombi de grandes dimensiones; un muerto revivido de fuerza sobrehumana y con la capacidad de volver una y otra vez de la muerte.

Una de las apariciones más recordadas de zombis en la televisión es el video Thriller, de Michael Jackson en 1983, donde aparecen zombies bailando con el cantante. A esta escena se le han rendido muchos tributos y se ha vuelto una imagen importante de la cultura popular masiva en general. En el 2010, AMC estrenó The Walking Dead, una serie que se desarrolla durante un apocalipsis zombi. El protagonista despierta después de un coma para encontrarse dentro de un hospital, solo, en una ciudad donde sólo quedan muertos vivientes.

Actualmente, este género goza de gran popularidad, produciéndose un fenómeno similar y paralelo al que se da también con los vampiros y la saga Crepúsculo. Es por ello que algunas editoriales dedican buena parte de su producción a la temática zombi. Incluso, han salido recientemente al mercado diversas versiones de obras clásicas convertidas al género zombi: El Quijote Z, Orgullo y Prejuicio y Zombies, La casa de Bernarda Alba Zombie, Lazarillo Z.

Los zombis son conocidos, en los videojuegos, por ser aparentemente faltos en inteligencia, pero esto lo suplen con su tenacidad al pelear. Generalmente combaten cuerpo a cuerpo, aunque también usan armas pero con poca precisión.

Una de las compañías de videojuegos que ha inculcado en el tema es Capcom, creadora de la saga Resident Evil y Dead Rising, ésta última para la Xbox 360 y Wii en el que el jugador se encuentra en un centro comercial y debe usar cualquier cosa de ahí para matar zombis. La secuela de éste juego se situa en Las Vegas.

Otra saga famosa es Alone in the Dark. En Halo los zombis son el resultado del virus Flood, ya que los cadáveres tanto humanos como alienígenas son infectados y reanimados por el parásito. En la serie de videojuegos Time Splitters, los zombis juegan un papel crucial en la historia de cada entrega pues aparecen usualmente en mansiones abandonadas o escenas terrorificas. En la saga de juegos de Half-life, se le dice zombi a un humano o personaje que es infectado por un headcrab, una criatura que toma el control del cuerpo de su anfitrión. Otro juego es Left 4 Dead, de Valve, cuyo enemigos principales son zombis e infectados especiales que han mutado a causa del virus. En el juego Counter-Strike también aparecen en el zombie mode, ellos carecen de armas pero tienen habilidades sorprendentes. En los juegos de la saga Monkey Island, el pirata LeChuck también puede ser considerado como un zombi, o muerto viviente.

TIPOS DE ZOMBIS

Zombi Fresco

Quizás los más peligrosos. Su movilidad y rapidez son altas debido a que no tienen graves heridas locomotrices, que afecten a músculos y tendones de su cuerpo, asi que pueden moverse con rapidez e incluso correra gran velocidad.

Normalmente son personas contagiadas recientemente o en las que el virus lleva menos de 24 horas alojado en sus cuerpos. Nunca hay que confiarse de su apariencia, y son los más peligrosos ya que apenas poseen lesiones o heridas en sus cuerpos; lo cual lleva a hacer juicios equivocados sobre si estan infectados o no, se tiende a tener demasiada confianza con ellos y aún pueden hablar y parecer normales, pero lo mejor es líquidarlos, no importando si se trata de tus padres o hermanos. Aquí es cuando la mayoría falla.

Zombi Clásico

Estos zombies son los más clásicos, usados en películas en blanco y negro y tomos antiguos. Estos se levantan de sus tumbas y atacan a la gente, o simplemente un día aparecen sin ninguna explicación. Son lentos y torpes, pero en grupos grandes pueden llegar a ser peligrosos. Funcionan sólo con un sentido, generalmente el oído, el olfato o la vista, aunque nunca todos, sólo uno por medio. Algunos presentan heridas y un grado medio o alto de putrefacción o descomposición de la carne. Se transmite la zombificación a través de la mordida, y en algunos medios la gente se salva si es amputada la parte mordida. En algunos casos la gente durante alguna epidemia puede morir y revivir como zombie sin necesidad de ser mordida. Solo mueren con disparo a la cabeza, ya que así se destruye el cerebro imposibilitando las habilidades motoras.

Zombi Podrido

Con un grado de infección de semanas o incluso meses, estos zombis son fáciles de localizar, o mejor dicho de oler. Su grado de descomposición es bastante elevado, su piel está totalmente muerta y se les empieza a caer. Sus tejidos blandos y la masa corporal superficial se les empieza a desprendense, lo que les dá autenticos aspectos terróficos de cadáveres andantes. Su movilidad es reducida y esto se debe al estado en descomposición de sus cuerpos, principalmente las extremidades o el cuello pero en una lucha cuerpo a cuerpo son igual de peligrosos.

Zombi Infectado

Estos en realidad no son muertos vivientes, son infectados con algún virus o bacteria. Normalmente son creados en el curso por tratar de encontrar la cura contra alguna enfermedad. Son muy rápidos y fuertes, como si el virus hiper activara su cuerpo. No es necesaria una moen películas como 28 semanas después (conocida como Exterminio 2) y Rec. Si estos existieran, es más fácil el suicidio que enfrentarlos.

Zombi Reptante

Esta variedad de zombi es sumamente peligrosa. Y es porque parte de su cuerpo ha sido arrancado, dejando solo la parte media y superior de su cuerpo intacta, lo cual le dota de una rapidez fuera de lo normal y por demás sorpresiva.

Estos zombis pueden salir del lugar menos esperado: coches, debajo de camas, muebles, etc. Independiente de su grado de putrefacción, sus ataques son sumamente peligrosos debido a su rapidez y a que suelen morder a partes desprotegidas del cuerpo de sus victimas, principalmente los brazos o los pies. Ellos cuentan con el factor sorpresa, lo cual los hace muy peligrosos.

Niños Zombi

Pequeños, rápidos, impredecibles, escurridizos, e insaciables, estos pequeños cabrones son una autentica pesadilla para cualquiera que se encuentre con ellos. Su baja estatura y tiernos cuerpecillos les hace muy díficil para dispararles en sus malditas cabecitas. Su flexibilidad los hace sumamente peligrosos; pueden saltar desde cualquier lado y pueden salir de los sitios mas insospechados. Difícil matarlos la primera vez. Por ello, muchos han perecido por estos cabronazos miniatura debido a la candidez y estupidez humana: "Dios mio, sólo es un niño, quizás no esté infectado, estas bien pequeñito? y ¡Madres!

Aquí entre la sub-categoría de bebés zombis; desafortunados bebés han tenido la mala suerte de que sus madres fueran infectadas por el virus con ellos dentro de sus vientres en estado de gestación. No suponen gran peligro, a menos que se acerque demasiado.

Zombie Mutante

Son los más raros y han sido popularizados gracias a la saga de videojuegos Resident Evil. Son zombies o infectados que han mutado de tal forma que son capaces de usar armas o tener apariencias realmente horribles, además de adaptaciones especiales, como aletas, tentáculos y otros. Tienen más resistencia (no más inteligencia) a las armas y golpes, y pueden usar desde cuchillos hasta armas. Tienen habilidades sobrehumanas debido a mutaciones de los virus que ocupan (se pueden considerar infectados). También pueden ser animales (véase zombie animal).

Zombie Animal

Son animales que se convierten en zombies debido a mordidas (Soy Leyenda). Normalmente son sólo mamíferos, debido a la mutación de la rabia, y pueden se perros, gatos y pájaros hasta chimpancés. A veces los zombies se comen a los animales sin zombificar o no los toman en cuenta.

Zombies Religiosos

En la religión cristiana, Jesús y Lázaro serían, tecnicamente, zombies.

CLASIFICACIÓN

Un grupo de zombies se llama una horda. por ello, hay que ser capaces de clasificarlos en una escala macroscópica. Esto se puede hacer, de la misma manera como seclasifica una enfermedad o un tumor canceroso. Este sistema organiza la población y su grado de maldad.

El objetivo es medir la capacidad de que los zombies se multipliquen o reproduzcan. El grado de presencia zombi está representado por la letra "G" y del "1 al 5". Los sistemas de clasificación pueden ser específicos o modificados para cada tipo de zombie. Algunos zombies, sin embargo, no cuentan con un sistema de clasificación, ya que no tienen la capacidad de multiplicarse (G1).

G-1

Este grado no representa ninguna amenaza de multiplicación zombie. Los zombis no son capaces de reproducirse en cualquier forma.

G-2

Este grado representa amenaza  muy baja de multiplicación zombie. Sólo son capaces de reproducirce o multiplicarse en condiciones muy estrictas.

G-3

Este grado representa amenaza leve de multiplicación zombi. Sólo on capaces de reproducirse o multiplicarse a partir de condiciones comunes y sólo en áreas específicas.

G-4

Este grado representa una amenaza elevada de multiplicación zombie. Comunmente el contagio es por mordedura o rasguño.

G-5

Este grado representa una amenaza sumamente alta de multiplicación zombie. Los zombis son capaces de reproducirse o multiplicarse muy rápidamente mediante algún tipo de enfermedad contagiosa incurable o alguna condición que puede propagarse rápidamente.

ETAPAS

La estadistica en etapas de un brote de zombis es importante para predecir la clase de estrategias de supervivencia que deben utilizarse y los métodos de eliminación, los cuales cambian según la fase. La etapa está representada por la letra "S" y el número "1-5" Por ejemplo, si los zombies sólo son unos pocos alrededor y fueron aislados en una cueva, sería clasificado como (S1). Si un país entero está aislado y puesto en cuarentena, este se puede clasificar como (S4)

S-1

Número de zombies: 1-10

Esta es la etapa de amenaza más baja de la presencia zombi. Los zombis suelen afectar sólo un área limitada, los tiempos prolongados a este nivel de amenaza por lo general indican que los zombies no son capaces de multiplicarse. Son raros los brotes de zombies más allá de la etapa 1. Los Zombis aquí sólo pueden ser notados por unas pocas personas.

S-2

Número de zombies: 10-100

La etapa 2 es generalmente el caso de una pequeña área poblada bajo algún tipo de invasión zombi o es el resultado de una condición G-4 empezando a multiplicarse.

Esta etapa es lo suficientemente grande para que una pequeña población los note y se documente a través de los medios de comunicación y la policía local.

S-3

Número de zombies: 100-10.000

Una etapa 3 es generalmente el caso de grandes áreas pobladas bajo efecto de zombificación y es el resultado de una condición G-4 que salió de control.

Poblaciones Zombie en esta etapa son lo suficientemente grandes para la aplicación de las fuerzas militares.

S-4

Número de zombies: 10,000-10,000,000

Una etapa 4 es generalmente el caso de zonas pobladas donde un  G-4 sali+o totalmente de control militar y gubernamental. Por lo general, secciones de países o países enteros se encuentran en cuarentena.

Poblaciones Zombie en esta etapa son una amenaza internacional y las organizaciones mundiales deben tomar medidas para evitar que la condición zombi vaya más lejos.

S-5

Número de zombies: 10.000.000-Zombie Apocalipsis

Se trata de un evento apocalíptico donde las organizaciones gubernamentales se descomponen y existe el caos, se rompe la ley del hombre. Sálvese el que pueda.

SUPERVIVENCIA

Para sobrevivir a un ataque zombi se requiere de habilidades muy específicas. La preparación es la clave para sobrevivir a cualquier tipo de situación peligrosa, tanto física como mentalmente, lo mismo se aplica para sobrevivir a un encuentro con zombies.

Cada situación de supervivencia es diferente; aunque es imposible prepararse para todo, es importante identificar las situaciones más graves. Es recomendable crear un kit de supervivencia de emergencia y guárdarlo en un lugar que sea fácil de alcanzar.

Mantenga su cuerpo en buena condición física, en cualquier tipo de combate, correr siempre es necesario. Si usted es gordo, dese por muerto o pida que lo sacrifiquen. Un sistema fisiológico saludable también le permitirá soportar más actividades extenuantes por más tiempo. También hará que la mente sea más aguda y con procesos de pensamiento rapidos.

Los otros componentes de supervivencia zombi incluyen comida y agua. Los humanos no pueden ir más de tres días sin agua en condiciones óptimas, y aunque la comida no es tan importante, sin ella los seres humanos estarán físicamente y mentalmente fatigados lo que los llevará a cometer errores y los errores llevan a la muerte.

En general, la mejor manera de sobrevivir a una situación zombi es no estar en el mismo lugar que los zombis, por desgracia, esto no siempre es fácil de hacer. Es impredecible saber exactamente dónde y cuando te encuentras con un zombie.
 
ARMAS

La mejor arma es la preparación, la capacitación con un arma puede hacer al arma 100 veces más eficaz. Un rifle de francotirador será mucho más exitoso y eficiente con alguien que ha practicado, que con alguien que lo está usando por primera vez. Lo mismo sucede con cualquier arma. A veces correr es la mejor arma.

La verdad es que cualquier cosa puede ser un arma cuando se usan correctamente, incluso de una taza de té a un cepillo de dientes pueden ser herramientas peligrosas de destrucción. Esta es una lista de las armas más prácticas y comunes utilizados en el combate contra zombies.

Combate cuerpo a cuerpo

La lucha cuerpo a cuerpo es escencial, no requiere de ningún tipo de munición limitada o fuente de energía. Saber cómo y donde pegar a corto alcancees primordial contra los zombis.

Mano a mano

Con los puños sólo debería ser un último recurso en todas las situaciones. Una de las claves para el éxito en todas las situaciones de combate es tener una ventaja injusta. Incluso si usted es un boxeador entrenado y se han desarrollado muchas grandes habilidades de entrenamiento, todavía hay un riesgo mucho mayor de fracaso sin la ayuda de un arma. También tiene una gran cantidad de energía para hacer huelgas patada y puño eficaz. Cuando la lucha contra más de un zombie que no es buena idea para convertirse en la fatiga.

Armas contundentes

Aquí se incluyen palos, bates, martillos, palos, un extintor de incendios, etc. Estas armas pueden ser pesadas y sin la formación adecuada requieren una gran cantidad de energía para su uso. Un arma contundente puede ser eficaz a corta distancia, pero recuerden que es necesario causar un daño cerebral para detenerlos.

Armas flexibles

Estos incluyen cuerdas, cadenas, cables, mangueras, etc. Estas armas requieren de mucho entrenamiento para dominarlas; pueden ser llevadas fácilmente pero requieren de mucha práctica.

Armas blancas

La espadas y cuchillos son de las mejores armas, son probablemente una de las armas más eficaces para la mayoría de situaciones contra zombis. Una katana bien usada partiría en un segundo a un zombi por la mitad aunque preferentemente hay que volarle la cabeza.

Armas cuerpo a cuerpo

Por lo general requieren de algún tipo de fuente de energía. Aquí se incluyen taladros, teesers y la popular motosierra. El mayor inconveniente es que por lo general se basan en una fuente de energía finita y no son buenas para un período de tiempo prolongado, además de que sólo sirven en situaciones limitadas.

Armas a distancia

Una de las mayores ventajas de las armas de alcance, es que son eficaces a distancia. Cuanto más lejos de un zombi más seguro estarás. La mayor desventaja es que las armas a distancia tienen un suministro de munición limitada.
Estos incluyen hondas, arcos y ballestas, arcos mano, etc. Un arco bien construido puede ser muy exitoso y sobre todo: silencioso.

Armas de fuego

Probablemente lo mejor que se puede tener en el combate zombi. Notable precisión y exactitud. Estas armas tienen piezas que necesitan mantenimiento continuo. Es también una gran arma secundaria para utilizarse si se utilizan otras armas de fuego.

El Rifle

Muy confiable y precisa arma de fuego. Se pueden eliminar zombis desde la distancia y ahorrar munición. Con el entrenamiento adecuado, este tipo de arma es probablemente el más eficaz en el combate a largo alcance zombi.

La Ametralladora

La ametralladora desata rondas de munición muy rápidamente, pero pueden destrozar todo a su paso. Los suministros son limitados y son efectivos por un tiempo breve.

La Escopeta

La escopeta entrega una poderosa explosión de corto alcance. El tiempo de recarga es muy largo, ideal para defenderse en áreas pequeñas.

Explosivos

Estas armas pueden causar incendios y daños con una fuerza increíble. Van desde bombas molotov a explosivos más complejos. Son difíciles de usar y pueden ser peligrosos si no se toman precauciones. Algunos zombies no se ven afectados por el fuego y esto debe ser considerado antes de usar explosivos.

Esta es una lista de las películas más populares del género y con las que se puede aprender mucho más acerca de los tipos de zombis y cómo enfrentalos. Nos faltó alguna? Cuál es tu favorita?

Palis Zombis


Leído 4303